El marketing, mercadeo o mercadotecniade atracción, también conocido como inbound marketing,

La principal finalidad de inbound marketing es contactar con personas que se encuentran en el inicio del proceso de compra de un producto determinado. A partir de aquí, se les acompaña, mediante el contenido apropiado para cada una de las fases del proceso de compra y su perfil, hasta la transacción final, siempre de forma “amigable”. Y, posteriormente, se les fideliza.

Para entender bien la metodología inbound marketing, primero necesitamos tener muy claro en qué consiste.

El inbound marketing consiste en una serie de técnicas no intrusivas que te ayudan a:

  • Atracción: Atraer tráfico a tu página web,  Generando tráfico gracias al uso combinado de la redacción de contenido de calidad: infografías, videos, ebooks, blogging; SEO: optimización de las palabras claves para los motores de búsqueda; SEM: publicidad en las distintas redes de concentración de búsquedas y tráfico masivo; y el uso mixto de las diferentes redes sociales: Facebook, LinkedIn, Twitter, Youtube, etc.
  • Convertir: Captación de los contactos (leads) por medio de llamadas a la acción o Call-to-Action, publicación de ofertas, elaboración de “landing pages” con formularios de recogida de datos, y elementos en los canales sociales.
  • Automatizar: Conversión en clientes. El cultivo de los prospectos o contactos, aplicando técnicas de Social CRM, lead scoring y nurturing junto a software de automatización de los flujos de información y actividad, permitirán ofrecer al cliente el producto o servicio más adecuado en el momento preciso.?
  • Entusiasmar: Se desarrollan acciones fundamentalmente de lead nuturing y email marketing para garantizar compra repetitiva, valor de marca y branding, con encuestas personalizadas, monitorización y RSS

Este término fue planteado por primera vez en 2005 por Dharmesh Shah y Brian Halligan, que lo definieron como una alternativa al “outbound marketing”. El outbound sería el marketing intrusivo tradicional, que interrumpe al usuario constantemente y sin su consentimiento. En cambio, el inbound marketing pone en marcha acciones amigables que le atraen hacia tu marca de forma natural.

Todo este proceso viene acompañado del estudio de los datos mediante herramientas de analítica web y estudio de los comportamientos del usuario. Analizando el proceso de comercialización con el fin de mejorar la oferta gracias a herramientas como Google Analytics que te permiten conocer el comportamiento de los visitantes, lo que redunda en la generación de beneficios.